Edificio de la Casa Cremada

(s. VII-XI dC – Prerománico I/ Alto medieval)

Restos de un antiguo edificio que se han identificado como una posible iglesia prerománica. De planta rectangular, los muros fueron hechos con piedras sin trabajar procedentes del entorno, dispuestas formando una espiga y ligadas con barro. Por la anchura y dimensión de la construcción, probablemente iba cubierta con una vuelta, hoy en ruinas. En el lado sur se observan adosados restos de otra construcción posterior.

Tanto la orientación del edificio como la técnica constructiva indican una cronología antigua. La hipótesis que defiende la atribución de un uso como templo se fundamenta en su orientación y en el hecho que se trata de una construcción de una sola nave alargada y estrecha, con un acceso por el lado sur, rasgos característicos de los edificios de culto rural antiguos.

Los muros que se observan adosados en el lado sur de este primer edificio se añadieron posteriormente. La técnica constructiva utilizada es más irregular y austera que en el otro edificio, las piedras son más pequeñas y solo los bloques de las esquinas presentan algún tipo de retoque. El edificio, a falta de una intervención arqueológica que lo confirme, se interpreta como parte de una antigua celda monástica, con una iglesia y las dependencias al lado.